Sunday October 20 2019
||||| 0 |||||
1370

FORO INTERNACIONAL: “ALIANZA UNIVERSIDAD –EMPRESA POR LA PRODUCTIVIDAD Y LA INNOVACIÓN”

Por: Max Nuñez Tomaselli

Este 22 de junio en el auditorio de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad de Cuenca se realizó el Foro Internacional: “Alianza Universidad –Empresa por la Productividad y la Innovación”, misma que reunió varios actores destacados del sector académico y productivo del Ecuador. El evento comenzó con dos charlas magistrales a cargo de Roberto Dos Reis Álvarez, Director Ejecutivo del Global Federation of Competitiveness Councils (GFCC) y Rafael Prikladnicki, Director del Parque Científico de la Pontificia Universidad Católica do Rio Grande do Sul TECNOPUC, seguido de un panel conformado por representantes de la academia y el sector productivo del Ecuador. Al final se presentó el Índice de Dinamismo Económico Local (IDEL) y el Índice de Desarrollo Competitivo Local (IDCL), elaborados por el Centro de Competitividad e Innovación.

En el marco del trabajo de la Academia-Empresa en Ecuador se pudo destacar lo expresado durante el Foro por David Chang, responsable de la estrategia de trasferencia tecnológica y gestión de innovación en la ESPOL, quien dijo que las lecciones más importantes para la Escuela Superior Politécnica del Litoral (ESPOL) percibidas en este ámbito han sido en los centros de investigación CIBE y SENAIM en temas de protección intelectual, generalmente cuando uno tiene una transferencia tecnológica necesita una que deba ser evaluada de una forma tangible donde la propiedad intelectual juega un rol preponderante.

En un mundo de transferencia tecnológica la propiedad intelectual es diferenciación, es lo que hace que tu empresa se distinga de la vecina, es ahí donde hay mucho trabajo en la región. En Ecuador los centros de investigación no tienen una cultura de control de portafolio ni de propiedad intelectual, esto es algo que se trabaja mucho en la ESPOL, enfatizó Chang.

Por el lado de la industria muy pocos de estos están en contacto con la academia, se necesita la creación de espacios en los que la misma pueda exponer en que proyectos está la industria, es así como la misma puede describir sus necesidades para que en función de eso creen sinergias.

Los factores de éxito clave han sido la prospección tecnológica, la vigilancia y la gestión del conocimiento donde se obtiene como resultado la competitividad enmarcada a las necesidades del mercado, la capacidad de integración y absorción de las empresas en la región.

Alfredo Hoyos, presidente de la Asociación Ecuatoriana de Plásticos (ASEPLAS) institución que agrupa a los plastiqueros del Ecuador, se acercó a la ESPOL para capacitar a instructores para el sector,  porque en el Ecuador no había conocimiento para nutrirse de profesionales en esta rama.

La creación de un una carrera técnica en ESPOL impulsado por parte de la empresa permitió que la universidad se nutra de las necesidades que tenía la industria y ASEPLAS a su vez de los capacitadores, trabajando en conjunto y facilitando maquinaria para un laboratorio, permitiendo que los estudiantes practiquen en la fabricación de productos plásticos y logrando que el laboratorio se haga muy competitivo.

Por otro lado se han hecho asociaciones con el IKB (Instituto de Tecnología de Plástico y Caucho de Alemania) logrando que alumnos que están en periodo de masterado vengan hacer prácticas a la industria y también sus profesionales puedan hacer pasantías dentro de la escolaridad alemana. Además trajeron ingenieros (jubilados) a través de la Cámara Alemana para que hagan pasantías en las empresas de ASEPLAS entre  3 a 6 meses.

Cabe destacar que la ESPOL tiene una especialización en Ingeniería Mecánica en polímeros y en la creación de un Máster en Materiales donde hay especialidades de polímeros, misma que contribuyó a la industria.

¿Que necesita la empresa de la academia para poder innovar? ¿Gobiernos locales y banco central?

Alfredo Peña, presidente ejecutivo del grupo industrial GRAIMAN, mencionó que la academia, la industria y la política son fundamentales, generalmente para hacer productos primarios en GRAIMAN se necesita mucha investigación, es por eso que se desarrollaron en laboratorios de la academia como de la empresa estas pruebas de errores para poder lograr diferencias que puedan servir como ventajas competitivas sobre Perú y Colombia, competidores principales de su marca.

El Centro de Servicios y Análisis de Minerales Metálicos y no Metálicos CESENIM laboratorio de la Universidad de Cuenca con el apoyo del sector productivo cerámico pudo desarrollarse como ente independiente para certificar que lo que produce e importa la industria local es de calidad, con el fin de proteger al consumidor final y con el poder de emitir la calidad de los productos, esto no se lograría si no hay interrelación entre lo público y lo privado.

¿Cómo se prepara la universidad de Cuenca para fortalecer las alianzas del sector privado y la academia? ¿Cuáles son los factores críticos para que las alianzas den resultados efectivos y concretos?

Pablo Venegas rector de la Universidad de Cuenca menciona que acaban de registrar la primera patente farmacológica de la región en Estados Unidos, lo cual comenzó con el programa de plantas medicinales en Estados Unidos, Asia y Japón.

Existe un proyecto con la empresa cementera GUAPÁN que ha logrado mejorar el control del oro con tecnología propia de la Universidad de Cuenca, así también ha mejorado procesos productivos en empresas como la Italiana

La universidad fundamentalmente se maneja con la empresa pública, hace varios años tuvo la iniciativa de emprender en la incubación y aceleramiento para el crecimiento de empresas, el cual actualmente no continúa pero institucionalmente tienen la decisión de reactivar el programa.

Hay una relación directa con empresas como Corporación eléctrica del Ecuador (CELEC) para estudios de predicción de caudales en el río Paute, así también la universidad se destaca por estudios de recursos hídricos, proyectos que generan impactos en la empresa pública.

Los ecosistemas de ciencia, tecnología e innovación  sumado a los actores de la ciudad, generan una ciudad competitiva, no sé debe actuar como un único ente con iniciativas propias aisladas, pues eso solo condena al fracaso. Lo que se debe hacer es buscar espacios donde se pueden asentar empresas, incubar e incluso liberarlos del pago de aranceles que no solo contribuirán desde el punto de vista tecnológico, sino desde la generación de empleo, es decir dejar de depender de la tecnología y empezar a generar tecnología e innovación en el país.

La Cámara de Industrias, Producción y Empleo de Cuenca, está trabajando con la ciudad de Cuenca y tiene un proyecto pionero en el país que es la Universidad Empresarial, lleva ya 10 años, tiene más de 150 graduados y una aceptación de todo tipo de empresas, ya sean pequeñas, medianas o grandes de toda la ciudad. Cuentan con profesionales formados a nivel universitario, sobre ese éxito se a montado con la Universidad Politécnica Salesiana y la Universidad del Azuay  otros programas duales de mecánica, electricidad y tecnología en alimentos, y cuentan con cuatro carreras en carpeta que pronto saldrán con mucho éxito debido al apoyo de la universidad pero también de los empresarios, señaló Jorge Roca, presidente de la Cámara de Industria, Producción y Empleo de Cuenca.

¿Cómo fomentar más la investigación aplicada, cómo hacer más eficientes los recursos que aparentemente existen y las universidades están recibiendo?

Pablo Venegas, Rector de la Universidad de Cuenca, mencionó que la investigación tiene un costo alto para las universidades y a su vez puede tener un retorno alto para la  para la sociedad y la industria. Es conveniente recuperar las fuentes de financiamiento en el caso de las universidades que es a través del SENECYT y de otros programas específicos que han buscado estimular proyectos de innovación. Gracias a este tipo de  proyectos que se está llevando a cabo con la cofinanciación de la empresa GUAPÁN, se demuestra que sí es posible realizar proyectos conjuntos desde la academia y que sean tratados como proyectos de investigación e innovación, pero  que al mismo tiempo representen una solución para la industria.

Xavier Ordeñana, Decano de Investigación de la Escuela de Negocios de ESPOL (ESPAE), mencionó que actualmente se realiza trabajo conjunto con la empresa privada en el desarrollo de estudios industriales que fue reconocidos en este año como una de las “35 innovaciones para cambiar el mundo” de la revista BizEd de Educación. Estos estudios ayudan a la toma de decisiones a niveles gerenciales, este proyecto entre otros como el que se labora junto con el Centro de Competitividad e Innovación y otras instituciones para trabajar en la competitividad de Guayaquil, ayudan a la universidad y a los diferentes actores del ecosistema a lograr ese trabajo conjunto.

Conclusiones

  • Todo proceso de productividad e innovación requiere inversión, a las universidades les hace falta la vinculación con las empresas al momento de realizar proyectos de innovación, y las industrias necesitan eso para ser competitivas a mediano y corto plazo.
  • La innovación requiere inversión y el dinero es un recurso limitado. Hay tres características principales para optimizar este recurso: la idea innovadora; la idea que tenga un impacto colectivo, y el tiempo que demora la innovación en impactar.
  • Observar que es lo que están patentando las empresas de mayor envergadura, para identificar donde están las oportunidades, porque en función de ello se puede tener una idea de la dirección que toma la industria para crear propiedad intelectual de transferencia y capacidad de absorción con impacto global.
  • Entonces lo que se debería hacer es crear espacios de confianza en donde la empresa y la academia empiezan a compartir bajo un marco de confidencialidad y de no intermediación ni competencia, trabajando en conjunto para mejorar la capacidad local, pues hace mucha falta el entendimiento de los problemas.

Autor

Max Núñez Tomaselli

Twitter@maxnt19

Compartir:
Desde el Centro